No me parece bien

Hoy me voy a quejar un poco, aunque tampoco mucho, no creáis. Ya sabéis que yo soy mucho de llevar las penas y los dolores por dentro. Anniehall puede dar fe de ello, de mi compostura y abnegación sin límites.

Ayer tuvimos una comida rodeados de antiguos circenses ahora repartidos en una diáspora generalizada, lo cual estuvo muy bien porque si no, los tres faranduleros que quedamos hubiéramos tenido una comida de Navidad bastante triste. No nos hubiera hecho falta casi ni reservar...

En fin, esa comida sí que me parece bien. Está organizada por nosotros y la pagamos entre nosotros y a quién Dios se la dé, San Pedro se la bendiga y aquí paz y después gloria y... paro ya.

Lo que no me parece bien es que hoy haya, como cada año, una celebración de Navidad en la escuela circense. Y no me parece bien porque este año ha habido despidos, ha habido amenazas de bajarnos el sueldo un 25%, ha habido mobbing y amedrentamiento lo que ha supuesto una desbandada generalizada y ha habido pérdidas. De los 15 que estábamos el año pasado quedamos cuatro, exactamente cuatro. Así que no veo qué es lo que hay que celebrar. De hecho, el que haya celebración me parece inmoral. El dicho de "el muerto al hoyo y el vivo al bollo" escenificado como si aquí no pasara nada.

Yo he decidido no ir. Me parece lo más correcto y es lo que me pide mi conciencia, a pesar de que el Malabarista ha dicho que le parece muy bien que no vaya, pero que él va a ir porque está bajo vigilancia. No creo que a mí me vigile nadie ni que se me eche en falta por parte de los prebostes, no tengo esa importancia, tampoco lo voy a ir aireando, simplemente no iré.

Aquí cada uno tendrá sus razones y si hay gente que cree que hay cosas que celebrar, pues que lo haga, pero yo lo que tengo que celebrar es que no me hayan echado aún, pero es poca cosa para brindar por ello junto a esa gente que al menos tiene poca sensibilidad, si no ya ética, al menos estética.

Esas cosas se las hemos reprochado a los políticos, al rey y demás patulea, que no son tiempos de ostentación, sino de sacrificio, ahorro y consideración con los que son menos afortunados. En casa de cada uno, que cada cual celebre las fiestas o no las celebre o que haga lo que le dé la gana, pero esta celebración en público, pagada por una empresa con pérdidas, que despide a gente y que nos atemoriza con desgracias varias, me parece que está fuera de lugar.

O a lo mejor el que está fuera de lugar soy yo...


14 comentarios:

  1. Por un lado creo que tienes razón, no está bonito que si la empresa está dando pérdidas y despidiendo gente se monte una comida de Navidad pagada por la empresa.
    Pero por otro lado, yo vivo lo de la comida de Navidad como una servidumbre del curro: hay que ir. Por lo menos en mi empresa, no queda bonito no ir. También es verdad que la situación de nuestras empresas es bastante diferente…a nosotros nos pagan sólo una parte de la comida, y no están dando pérdidas ni echando a gente. Así que me lo tomo como si fuese una comida de curro.
    En tu caso, me parece una postura muy sensata lo de simplemente no ir…además enchuzarse dos días seguidos es fatal a ciertas edades XD

    ResponderEliminar
  2. Y tú dale... que no me enchucé! Eso sí, me tomé dos gontónics...

    ResponderEliminar
  3. no? Pues es como un gintónic, pero en copa balOOON XDD

    ResponderEliminar
  4. Pues sí, no parece que haya mucho que celebrar, de todas maneras, a mí esas cenas de empresa donde de repente te cae genial Pelaez y tu jefe hace un chiste y todo el mundo se parte de la risa...

    ResponderEliminar
  5. En vuestro caso, yo tampoco iría. Además, ya lo has celebrado con los que querías. Soy afortunada, en mi curro no hay de las oficiales. A veces, una cenilla "B", como a la que sí has ido, totalmente informal. De lo otro, ná de ná (además en los últimos años ha habido tanto cambio....que supongo que nadie sabe quién debería o no ir....)
    Conclusión, después de contar mi vida, que yo creo que haces bién no yendo.

    ResponderEliminar
  6. Hiciste bien en no ir. A algunos, el despido les habrá venido bien, pero en general les habrá partido la madre. Y la empresa, con celebraciones hipócritas.

    ResponderEliminar
  7. Pues gracias por los comentarios y los apoyos. Según me iba llegaban hordas de gentes, así que yo creo que mi ausencia no se ha notado mucho, pero creo que era lo que tenía que hacer.

    ResponderEliminar
  8. Pues no sé, que no vayas porque no te apetece me parece comprensible. Pero, a ver, las empresas son unas organizaciones con muchos objetivos, y no siempre están priorizados de la misma forma. Es posible que una cena de Navidad esté considerada como un medio para infundir ánimos, crear un mejor clima o al menos no empeorarlo. Quiero decir, que los objetivos de la cena de Navidad no tienen que ver con los objetivos comerciales o de resultados, no necesariamente: son objetivos de recursos humanos, que se ordenan con otras prioridades.

    Yo no he ido en un par de ocasiones pero porque no me apetecía, no porque considerase que no debía hacerse, así en general, la cena. Eso lo tienen que decidir otros, ND. Y sólo creo que entre en el sueldo si tienes un equipo y debes dar ejemplo, si no, me parece que cada uno celebra la Navidad con quien quiere.

    ResponderEliminar
  9. Tienes razón, Carmen, los objetivos de la comida pueden ser otros y la empresa ni se va a arruinar ni se va a salvar por dar o no una comida de navidad. Y es cierto que según las responsabilidades y los objetivos puede tener su sentido, pero sigue sin parecerme bien que en una situación en la que se despide a gente, y no por culpa de los despedidos, el celebrar estas cosas no me parece bien.

    ResponderEliminar
  10. Yo no iría ni de coña. No te pueden pedir q ahora vayas a bailarles el agua. No se puede darse a la hijoputez y pretender seguir teniendo buenrrollismo para determinados eventos.

    ResponderEliminar
  11. Pero vamos, q después del comentario de Bichejo, los demás razonamientos sobran...

    ResponderEliminar
  12. No me parece que estés para nada fuera de lugar; Me parece de mal gusto que una empresa que despide gente y está amenazando con bajar el sueldo se gaste dinero en algo que no es ni mucho menos necesario. Espero que disfrutaras la comida con tus compis (que ya no trabajéis juntos, no quiere decir que no lo seáis).

    ResponderEliminar