El complot mongol

"¿Qué favor le debo al sol 
por haberme calentado, 
si de chico fuí a la escuela, 
si de grande fuí soldado, 
si de casado cabrón 
y de muerto condenado? 
¿Qué favor le debo al sol 
por haberme calentado?..."
José Ruben Romero. La vida inútil de Pito Pérez.

Pues me ha leído ya hace unos días este libro de Rafael Bernal. Me lo recomendó Tonto Lápidas (dejaremos para otro momento indagar en su apodo de tuiter). Él dice que no le hago caso en sus recomendaciones. Yo lo intento, pero no hay tiempo para todo, lamentablemente. Tengo pendiente la conjura de los necios, pero es que no me da la vida.

El libro es una novela negra mexicana. El protagonista, Filiberto García, es un policía bastante acostumbrado a "quitarse de enmedio" a la gente molesta para sus jefes. Y le encargan una misión bastante oscura en la que tendrá que colaborar con los agentes rusos y americanos para desactivar un complot internacional que tiene lugar en México. Lo eligen porque no da problemas y no suele hacerse preguntas y por donde va aparece un reguero de muertos. Lo que pasa es que esta vez sí que se hace preguntas...

Con estas premisas se desarrolla una típica novela negra en ambientes marginales y con giros en la trama. El libro es del año 1969, la guerra fría, el asesinato de Keneddy y el narcotráfico aparecen como referencias a lo largo del libro.

Además está escrito, como tiene que ser, en mexicano y se suceden los diminutivos imposibles con pinche todo: pinches gringos, pinches rusos, pinches chales (chinos), pinche soledad, pinche licenciado... todo pinche.

El libro se lee muy rápido y no es muy largo. Engancha y es una buena novela negra. La versión que me leí tenía bastantes errores de "transcripción" y faltaban palabras. Si os gusta la novela negra este es vuestro libro para estas fiestas. Y si no os gusta, pues... ¡pinches lectores!

Unos párrafos: 

"¿Conque era muy bueno para el cuchillo? Pero no tanto para los plomazos. Y le llegó su día allí en Juárez. Más bien fue su noche. Eso le ha de enseñar a no querer madrugar cristianos en la noche, que no por mucho madrugar amanece más temprano, y a ese gringo ya no le va a amanecer nunca".

"Y ahora todo se hace con la ley. De mucho licenciado para acá y licenciado para allá. Y yo ya no cuento. Quítese viejo pendejo. ¿En qué universidad estudió? ¿A qué promoción pertenece? No, para hacer esto se necesita tener título. Antes se necesitaban huevos y ora se necesita título".

"Filiberto García tomó la taza levantando el meñique, con gran primor. Como un maricón cualquiera. Haciéndole a la visita de compromiso, pero con un pinche muerto tendido en la mitad de la sala. Como si fuera un velorio. Pero yo nunca voy a los velorios de mis difuntos, de mis fieles difuntos. Porque nada hay más fiel que un difunto que uno hace. Siempre se me van pegando y yo siempre me aseguro de que queden bien muertos, fieles a su muerte".

"Y ahora la nación me lo va a agradecer. ¿Y yo qué le agradezco a la nación? Como decía aquel paisano de Michoacán: "Si de chico fui a la escuela / y de grande fui soldado / si de casado Cabrón / y de muerto condenado / ¿Qué favor le debo al sol / por haberme calentado?"".

En fin, un buen libro con el que pasar un rato enganchado a las aventuras de Filibertito.


Ah, y ¡FELIZ NAVIDAD!

8 comentarios:

  1. ¿qué no has leído La Conjura de los Necios?
    Pinche pendejo, ya estás tardando.

    ResponderEliminar
  2. ¿qué no has leído La Conjura de los Necios?
    Pinche pendejo, ya estás tardando.

    ResponderEliminar
  3. Hay mucho que leer y poco tiempo, Hermano E. Procuraré tener tiempo este año.

    ResponderEliminar
  4. Creo que este me lo salto. Creo que voy uno sí y otro no (aunque los sí luego no los leo, que tampoco me da la vida). Me voy a hacer una excel con tus libros, para sacar porcentajes de convencimiento XDD.

    ResponderEliminar
  5. Y tiene razón el Lápidas: te reirás mucho con La conjura de los necios, es muy divertido.

    ResponderEliminar
  6. No acabo yo de entender la teoría de uno sí, uno no y luego saltarme los dos, pero, nada, haz una Excel y adelante, Carmen!

    ResponderEliminar
  7. Yo este me lo salto, y te recomiendo mucho también La conjura de los necios. Es muy divertido

    ResponderEliminar
  8. Si yo agradezco las recomendaciones, Bichejo, y seguro que me gusta, pero es que no hay tiempo para todo. Hay muchos libros que leer y cada uno encontrará su lugar en su momento (o eso espero). Ahora en Navidades hay muchos regalos y muchos libros nuevos que añadir a la balda, ¿no?

    ResponderEliminar