El loro de Flaubert

"Los libros dicen: ella hizo esto porque. La vida dice: ella hizo esto. En los libros las cosas quedan explicadas; en la vida, no. No me extraña que la gente prefiera los libros. Los libros le dan sentido a la vida. El único problema radica en que las vidas a las que dan sentido son las de otros, jamás a la del lector."
Julian Barnes. El loro de Flaubert

Pues me he terminado de leer este libro de gran fama al que en prácticamente todas partes califican como "delicioso" y me ha parecido una patata inmensa. No me ha gustado nada y he estado varias veces a un tris de rendirme y no terminar de leerlo. Cosas que pasan. No se puede acertar siempre, aunque parece ser que a mucha gente le ha gustado.

A lo mejor es porque yo de la vida de Flaubert no tenía ni idea ni me interesaba, la verdad. Además, de Flaubert solo me he leído Madame Bovary y en una edición muy mala y con poco provecho.

Esta novela está hecha como si fuera un 'documental' sobre un médico inglés fan de Flaubert que sigue la pista de un loro disecado que el escritor dijo en su correspondencia que tenía junto a su escritorio mientras escribía un libro.

El no tener un conocimiento ni siquiera tangencial de la obra y vida de Flaubert hace que las referencias, muchas de ellas con intención humorística (supongo), se me escapen sin entenderlas. No sé qué parte es cierta sobre lo que cuenta del escritor y cual es falsa, no sé si cuando me habla de que en Madame Bovary la descripción de sus ojos varía a lo largo del libro es verdadera o no. No sé si tuvo loro o no, ni si los loros de los museos existen o no. No sé qué parte es ficción y qué parte es realidad y me da igual, sinceramente.

Es un libro con el que he esbozado alguna sonrisa, pero que me ha decepcionado. El perfeccionista en la cocina me había gustado mucho y este, nada de nada. Tampoco es que esté mal escrito, es simplemente que lo que cuenta no me interesa y no veo donde está la delicia de este libro. Porque además está escrito cambiando de estilo vez tras vez. Hay capítulos enteros de citas de Flaubert, de definiciones de los personajes reales alredor del escritor, un diccionario de términos 'flaubertianos'... todo esto unido con la historia del protagonista, médico y veterano de la IIGM, y su mujer.

En fin, un libro que a mí me ha decepcionado, a lo mejor a algunos os gustará o ya os ha gustado, o no. Aún así tiene párrafos e ideas muy buenos como estos que os pongo como ejemplo:

"Se puede definir una red de dos maneras, según cuál sea el punto de vista que se adopte. Normalmente, cualquier persona diría que es un instrumento de malla que sirve para atrapar peces. Pero, sin perjudicar excesivamente la lógica, también podría invertirse la imagen y definir la red como hizo en una ocasión un jocoso lexicógrafo: dijo que era una colección de agujeros atados con un hilo."

"A mí no me gustan las coincidencias. Las encuentro un tanto espeluznantes: durante un momento te das cuenta de lo que significaría vivir en un mundo ordenado y gobernado por Dios, un mundo en el que El estuviera todo el día mirando por encima de tu hombro y dejando caer, como quien no quiere la cosa, como si pretendiera echarte una mano, transparentes indirectas acerca de la existencia de un plan cósmico. Prefiero pensar que las cosas son caóticas, que andan a su aire, que están permanente y temporalmente chifladas; prefiero sentir la certidumbre de la ignorancia, la brutalidad y la locura humanas."

"La literatura incluye a la política, pero no ocurre lo mismo al revés. No es una opinión que esté muy de moda, ni entre escritores ni tampoco entre políticos, de modo que tendrá que disculparme. Los novelistas que piensan que sus escritos son un instrumento político degradan, me parece, la literatura y exaltan neciamente la política. No, no estoy diciendo que debería estarles prohibido que tuvieran opiniones políticas ni que hicieran declaraciones políticas. Sólo digo que a esa parte de su trabajo deberían llamarla periodismo. El escritor que imagina que la novela es la forma más eficaz de participar en política suele ser un mal novelista, un mal periodista y un mal político."



7 comentarios:

  1. Coincidimos en este. A mi no me gustó nada tampoco, lo terminé porque no era muy largo y por ver si mejoraba. De Barnes ( el de la cocina no lo he leido) me gustó muchísimo La Mesa limón que son relatos cortos y también " Historia de la humanidad en diez capítulos y medio" o algo asi.

    No entiendo la fama de este libro porque es un coñazo increible.

    ResponderEliminar
  2. Bueno, está bien ver que el raro no soy yo, o al menos no tanto... el de la historia de la humanidad en diez capítulos y medio me lo han recomendado otras personas y me lo apunto!

    ResponderEliminar
  3. Es un libro rarito, pero yo creo que da igual si es Flaubert o la tia de Barnes, la cuestión es hilar la historia. A mi de Barnes me encantó "Hablando del asunto", un libro muy inteligente. Pero es difícil de ncontrar (en papel, tal vez en digital sea más fácil.

    muy oportunos los dos últimos párrafos que has elegido.

    ResponderEliminar
  4. Supongo que da igual, Carmen, pero la cantidad de datos sobre Flaubert que da son casi enciclopédicos y la forma de hilarla no me convence. Demasiado anárquica para mí que soy una persona de orden!

    Tiene frases muy buenas, es verdad. Me alegra que te hayan gustado.

    ResponderEliminar
  5. Quizá deberían poner en la portada "Solo para fans de Flaubert, que ya se lo hayan leído todo sobre él, y ya no sepan a qué más darle vueltas".

    Yo de Flaubert solo me he leído "La educación sentimental" y, que no se entere nadie, me decepcionó bastante, y durante las primeras 200 páginas, estuve a punto de dejarlo, un montón de veces.

    Al final me alegré de terminarlo, pero (aunque quede fatal decirlo), le sobraban capítulos y capítulos, como uno en el que van a no sé qué ciudad y te coloca las descripciones de todos los lugares turísticos que ha visto, así porque sí.

    Resumiendo: Que el autor no me fascinó, y me llama la atención que haya alguien a quien le guste tantísimo como para dar vueltas y más vueltas sobre su vida y obra.

    ResponderEliminar
  6. Pues estaríabien, loquemeahorro, esa advertencia me habría hehco desistir antes.

    Hay muchos libros que están en un pedestal y que después de leerlos no parece que sean para tanto. También influyen las expectativas, por supuesto.

    ResponderEliminar
  7. Léete Una Historia del Mundo en 10 Capítulos y Medio. Si te decepciona, entonces me preocuparé. Si te gusta, entonces pasa a Hablando del Asunto (Talking It Over), que tiene segunda parte en Love, etc.

    No somos nadie...

    ResponderEliminar