¡Cinco!

Acabo de leer mi post de hace exactamente un año. Como entonces ya resumí los primeros cuatro años de J, supongo que hoy toca resumir este último, su quinto año.

Por estas fechas hace un año estábamos ya hartos del logopeda a pesar de llevar yendo solo dos meses. Hartos nosotros, él iba encantado. Le habían mandado por fin justo cuando a todos nos parecía que ya no le hacía falta. Así que no le sirvió de mucho en lo de hablar pero ganó seguridad. Fue la primera vez que se sintió el mejor en algo. Siendo el hermano pequeño y de los más pequeños de la clase es difícil ser el que mejor hace algo así que llegar allí y sentirse el rey del mambo le vino muy bien a su autoestima.

Tan bien le vino que al final de curso descubrimos que llevaba un mes sin hacer los trabajos en el colegio. Y cuando por fin nos explicó por qué nos dijo ‘es muy aburrido’. Hay quien nos ha dicho que eso es un síntoma de brillantez. Nosotros creemos más que es por su facilidad para rendirse cuando las cosas se ponen difíciles. Pero en esto también hemos avanzado mucho este año. Y es un mérito compartido. Ha sido difícil pero le hemos hecho ver que con perseverancia se consiguen muchas cosas que al principio parecían imposibles.

Si el año pasado empezó a revelarse como un pícaro, este año ha pasado directamente a la categoría de ganso. Le encanta bromear y ver que hace gracia con sus tonterías, se inventa palabras, hace muecas...

Y sin embargo es muy tímido. Una de las mejores cosas de este año es que está aprendiendo a leer. Pero nos hemos tenido que enterar por la profesora de lo bien que lo hace. Por suerte, una vez revelado el secreto, nos lee hasta los lomos de los libros en la librería del salón mientras cena. Y juega con las letras buscando similitudes y rimas. No sé si le estoy diciendo lo suficiente lo contentísima que estoy porque ya sepa leer. Me aplicaré.

Con la bici sin embargo no ha hecho grandes progresos. Parece que le va perdiendo el miedo pero todavía no se atreve a intentarlo sin ruedines. Yo creo que este va a ser el año. Y de todos modos siempre le quedará el patinete con el que va a toda velocidad sin ningún miedo.

Sigue siendo un sentimental y muy cariñoso y yo me sigo derritiendo con sus abrazos. Y sigue disgustándose mucho cuando algo no le sale aunque creo que se ha dado cuenta de la cantidad de cosas que ha conseguido en este último año.

Ya no tenemos bebés en casa. Hoy J cumple cinco años y esta tarde lo celebrará con sus amigos en un sitio de esos de bolas. Saldrá agotado y sudando como un pollo. No me ha dado tiempo a hacerle su tarta, la dejaremos para el fin de semana. Pero seguro que estará feliz.

Esta mañana, todavía medio dormido, ha abierto su regalo. Cuando ha visto lo que era se ha despertado del todo y ya se ha puesto nervioso deseando que llegue el momento de montar su nave de star wars de lego. Y cuando llegue lo hará estupendamente porque es un fiera para esas cosas a pesar de sus manitas todavía tan pequeñas.

¡Muchas felicidades J!

20 comentarios:

  1. Feliz cumpleaños para J!!!
    y enhorabuena a vosotros , por la parte que os toca en que haya logrado tantos avances en este año.
    Un besazo

    ResponderEliminar
  2. Felicidades!!!
    Desde luego con esos niños tan guapos da gusto, y lo de que sea tímido no te preocupes mujer, es hijo de ingenieros, no se le puede pedir más ;)

    ResponderEliminar
  3. A mí es que me parecen muy monos tus niños. Los dos. A C se le nota más que ya va siendo una niña mayor. Y J ya me va perdiendo un poco la timidez y me da besos cada vez con menos compromiso. Mola.
    Su regalo es una chulada y seguro que lo va a disfrutar un montón. Pasad un buen día y cuenta de qué vas a hacer la tarta, para los que comemos a través de los demás.

    ResponderEliminar
  4. Solo me da pena que no presuma de sus logros aunque sea un poquito. Y que tenga vergüenza con nosotros... con lo contentos que nos ponemos!!

    ResponderEliminar
  5. Coincidimos en que tenemos un niño pequeño que ha necesitado logopedia. Para mi también ha sido un problema pasmoso de desajuste de horarios, y a pesar de apreciar la ayuda que le ha dado, he acabado hasta las narices...y con algún recorte en la nómina.
    El mío es el menor de la clase, tb entiendo lo que es.
    Yo creo que el nene quiere presumir de sus logros, pero ante sus compañeros, pavonearse algo ante ellos. Los padres, pues como que imponemos, y no somos tan guays. Lo normal :).
    Felicidades a la family.

    ResponderEliminar
  6. Muchas gracias a todas! Esta mañana hemos montado un lego más pequeño de Cars y lo mismo cuando lleguemos ya está con la nave montada!

    Es verdad que este año ha crecido muchísimo. Física y mentalmente, pero hay que seguir esforzándose. Él y nosotros.

    ResponderEliminar
  7. Es verdad, se me ha olvidado comentar el estirón tan grande que ha dado este verano. Y lo contento que se pone al verse más grande.

    ResponderEliminar
  8. Muchas felicidades!
    Os he dicho que siempre me enternecen vuestros post sobre los hijos?
    Mis hijos ya son mayores y añoro mucho esos años . Se me dibuja una sonrisa melancólica. Hay días que daría lo que fuera por volver aunque fuera por unas horas a esos momentos.
    Cuando los abrazo en la cama les intento recordar como los acurrucaba... y ahora soy yo la que es acurrucada.
    Qué sensación más extraña!

    ResponderEliminar
  9. Muchas felicidades a los cuatro...ya con 5 es todo un señor...siento lo de la jaula de hamsters esta tarde..que pesadilla. XD

    ResponderEliminar
  10. Muchas felicidades, darle un achuchón de mi parte, que los míos ya no se dejan y me da mucha pena.

    ResponderEliminar
  11. Muchas felicidades, por el cumpleaños y por todo lo demás.

    ResponderEliminar
  12. ¡Muchas felicidades a J! Y a vosotros por todo lo que estáis haciendo por él.

    ResponderEliminar
  13. ¡Gracias a todos! Ayer lo pasó genial, se le veía contentísimo y flipó con los regalos. Era emoción pura al terminar la fiesta.

    ResponderEliminar
  14. Felicidades a J y a ver si me invita un día a jugar con su superjuguete de Star Wars

    ResponderEliminar
  15. Cuando quieras Peter. Esta mañana seguía montándolo.

    ResponderEliminar
  16. Estamos montándolo y es fantástico. Tiene engranajes para abrir las alas!

    ResponderEliminar
  17. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  18. Entre el juguete del nene y los pasteles de la madre, solo falta que me llegue algún aparatillo para que me lo desmoNte y arregle el padre y hacer una visita perfecta

    ResponderEliminar
  19. En lo de arreglar cosas pongo más ganas que resultados, la verdad...

    ResponderEliminar