Un cuchillo en la mirada

"Un tipo como yo puede estar observándolos a ustedes. Ha estado pensando en cada ángulo desde el cual pueden intentar jugársela. Por eso, cuando intenten hacer el más mínimo movimiento en una de esas direcciones, allí estará él enfrentándoseles. Les habrá tomado la delantera, y no aceptará ninguna explicación. Si son inteligentes, no traten de hacerle ninguna. Le han engañado, han tratado de abusar de él, y eso es todo lo que ve. Y todo lo que pueden hacer a partir de entonces es quitarse de su camino, si pueden, si los deja. Porque nunca más confiará plenamente. Va a estar observándoles de cerca más que nunca, y si dan ustedes un pasito en una dirección equivocada, o parece que vayan a darlo, no tendrán la oportunidad de dar otro".
Jim Thompson. Un cuchillo en la mirada.

He vuelto a Jim Thompson tras el fracaso del libro del club de lectura. Y puedo decir sin ningún atisbo de duda que el club está gafado. Por una parte nosotros mismos nos buscamos la ruina eligiendo libros absurdos, pero por la otra parte se junta un gafe planetario.

Ya he dicho muchas veces que me encanta Jim Thompson y, aunque este libro no es de los mejores suyos, sí que es un libro bastante bueno y entretenido.

La historia es la de siempre, o la de muchas veces en Jim Thompson. Un personaje marginado, en este caso un enfermo de un psiquiátrico, se ve metido en una espiral criminal rodeado de otras personas y lo que parecía un golpe fácil se transforma en un callejón sin salida.

Y ahí, cuando empiezan a torcerse las cosas, cuando vemos que no hay más salida que el desastre es cuando se ve que Jim Thomson disfruta y nos hace disfrutar queriendo que salga bien, pero sabiendo que no puede ser. Que normalmente no hay redención en el crimen.

O tal vez si...

En fin, que os lo leáis. Aunque si no habéis leído nada de Thompson yo os recomendaría antes 1280 Almas que me sigue pareciendo su mejor libro. O si no el asesino dentro de mí, los timadores o la huída. Bueno, para gustos hay colores. Yo os diría que el que no os tenéis que leer es noche salvaje, pero que con cualquier otro acertáis porque ya no nos vamos a leer ningún libro más del autor en el club.

Estoy esperando a que Tonto Lápidas dé su veredicto sobre la biografía que han publicado hace poco sobre él y lanzarme a comprarla y leerla, que la verdad es que tengo ganas.

He de decir que la traducción está llena de laísmos y leísmos, pero eso ya es como el paisaje. Está ahí.

Unos párrafos:
"Entonces supe que ella no lo había hecho. Y lo supe en lo más profundo de mi corazón, pero aun así me era más fácil seguir creyendo que sí lo había hecho. Fay parecía veinte años más vieja, trasnochada y viciosa. Los ojos le brillaban peligrosa y locamente. Su expresión era de la más demente maldad. Todo en ella era perverso, lo demás había desaparecido. Así era fácil creerla capaz de cualquier cosa".

"No sabía por dónde tirar. ¡Hostia! Ni siquiera sabía si debía seguir pensando en hacer algo. Todo estaba yendo como se había planeado, ¿no? Lo único que en realidad había cambiado era yo mismo... mi cabeza. A tal grado estaba desconcertado y aturdido, que ya nada me parecía normal, y cualquier insignificancia me incitaba a sospechar. Todo y nada. Si las cosas iban de una manera, no me gustaban; si iban de otra, tampoco. Y... y ¡tenía que parar! De no ser así, si la gente no paraba de preocuparme, de venirme desde todas direcciones, de empujar, apretar y..."


7 comentarios:

  1. Este creo que no lo leí en mis tiempos thompsonitas, así que me lo apunto.

    Por cierto que hace poco vi (vale, solo un trozo) de la última versión cinematográfica de El Asesino Dentro de Mí (no recuerdo el título de la peli) y comprobé, con agrado, que no me acordaba de casi nada.

    Lo digo porque hay cosas que te gustaría releer, o volver a ver, y no puedes porque te lo sabes de memoria y te da rabia (La Ventana Indiscreta, se me ocurre)

    De la película no digo nada, porque ya te digo que vi más bien poco y porque sale Jessica Alba y cuando aparece (no voy a decir "actúa") en una película no puedo parar de pensar "Y esta chica ¿por qué dirán que es actriz?"

    ResponderEliminar
  2. A mí esa película me gustó, Loquemeahorro. El actor daba el tipo perturbado e inquietante. Jessica Alba tampoco salía mucho rato, creo recordar..

    ResponderEliminar
  3. Vale, me has convencido, la veré cuando se me ponga a tiro en el mundo televisivo. La que es genial es Los Timadores, verdad? La adaptación con Angelica Huston, Annette Benning y J. Cusak.

    A mí fue lo que me animó a leer a Thompson.

    Ahora que lo pienso, no recuerdo ninguna otra adaptación al cine, ni buena ni mala ¿y tú?

    ResponderEliminar
  4. Hay también una de Peckinpah de la huida con Steve McQueen, creo recordar. También hay una francesa que dicen que está basada en 1280 almas que se llama coup de torchon o algo así. He empezado a verla alguna vez, pero he abandonado.

    Y los tiradores es muy buena, sí.

    ResponderEliminar
  5. Y hay otra versión de la huida con Kim Bassinger y Alec Baldwin que es de lo peorcito que he visto en el cine. Avisados quedáis.

    Mucho mejor la de Steve que además tiene historia. Se lió con Ali McGrow que era la protagonista femenina y mujer del productor. Esa sí que es una peli ;)

    ResponderEliminar
  6. Sí, es verdad La Huída es muy famosa. Y es cierto, Anniehall, la historia de su rodaje (la primera claro) es alucinante.

    El marido abandonado de Ali McGrow da su versión (sorprendentemente generosa) de los hechos en esta peli que os recomiendo mucho

    http://zinefilaz.blogspot.com.es/2013/10/el-chico-que-construyo-el-hollywood-de.html

    ResponderEliminar