Una Mujer en Berlín

Ya he terminado de leer este libro y toca el post correspondiente. Hace poco que se ha tocado el tema de la moral y el de la percepción subjetiva que se tiene de lo que está bien o está mal en según que circunstancias en blogs de mayor enjundia. Este libro entra de lleno en esos aspectos. Es el diario que escribió una mujer durante un par de meses en Berlín. Va contando día a día lo que pasa, bueno, más bien lo que le pasa a ella, que no es poco.

Las anotaciones empiezan siendo más o menos cortas, se van alargando hasta ocupar decenas de páginas por día y terminan otra vez siendo bastante cortas. Cuenta como los habitantes de una ciudad como Berlín que tenían casi todo por seguro de repente se encuentran luchando por unas ortigas para comer o abalanzándose como posesos por un trozo de mantequilla rancia. Cuenta como se establecen nuevas relaciones entre las personas, donde te acogen o expulsan en función de lo que puedas aportar.

Y cuenta la llegada del ejército rojo y las vilolaciones que sufrió y que sufrieron sus conocidas, prácticamente todas fueron violadas por los rusos. En el prefacio de otro libro que tengo a la espera que se llama 'Después del Reich' (bueno, yo lo tengo en inglés) dice el autor que 16,5 millones de alemanes fueron expulsados de sus casas depués de la guerra e indica que cuanto más alto era el nivel de vida que veían a su alrededor, más ganas tenían de violar mujeres. En algún sitio, creo que en el Postwar de Tony Judt, he leído que hubo más de dos millones de alemanas violadas por los rusos. En fin, que tuvo que ser algo horroroso.

Viendo que al ir de violación en violación no iba a durar mucho, decidió buscarse un violador fijo de mayor graduación. Primero estuvo con un teniente y luego con un comandante herido. Al leerlo se te ponen los pelos de punta. La primera vez que la violan, la sacaron del refugio donde estaba escondida y el resto de los que estaban allí en lugar de decir nada o intentar ayudarla, cerraron con cerrojo la puerta del refugio hasta que terminaron de violarla. Cuando aparecen el teniente o el coronel y le traen cosas para comer, la viuda de la casa donde viven está super contenta y obsequiosa, pero cuando dejan de venir y escasea la comida, la mira con malos ojos por tener que compartir. Es terrible también cuando ella se juzga a sí misma y se pregunta si se habrá convertido en una prostituta.

Son terribles también las escenas de hambre y de comerse lo que había a mano: ortigas, patatas podridas, azúcar con clavos y astillas. El momento en que saquean las bodegas de la policía local después de que abandonaran Berlín es estremecedor con gente pisándose, empujándose y casi matándose por algo que comer. Ya sé que muchos no aguantáis a Pérez-Reverte. A mí me gusta mucho, no los Alatristes que no puedo con ellos, pero sí las novelas y las columnas semanales. en alguna de ellas, o en alguna entrevista, hablaba sobre que todo lo que tenemos a nuestro alrededor: la democracia, el respeto a la ley (bueno, cada vez menos), la educación (también cada vez menos) no es lo normal, lo normal es la guerra, el desastre. Así ha sido durante muchísimo tiempo y, aunque veamos nuestra sociedad tan armada y sus pasos de cebra y sus autobuses con wifi, eso puede desaparecer en un pispás.

Luego cuenta como poco a poco van volviendo los servicios. Vuelve a funcionar la radio y cuenta como tuvieron que apagarla cuando volvieron a oir a Beethoven debido a la emoción. También es terrible cuando vuelven los maridos y novios y se enteran de lo que ha pasado y en vez de apoyo y comprensión les ofrecen el repudio e incluso llegan a matarlas y a suicidarse (en ese orden, como siempre, claro).

Es un libro que te hace pensar como todo lo que tienes por seguro y firme no es más que una fina capa de orden sobre un caos turbulento y que esa capa se puede quebrar muy fácilmente. Ella antes del asedio de Berlín tenía agua corriente, luz, electricidad, gas igual que cualquiera de nosotros y de repente todo eso desapareció. Ya no hay trabajo que te pague tu sueldo, ya no hay supermercado en el que comprar, ya todos los que están a tu alrededor no son tus conciudadanos, sino que son tus rivales o como mucho las personas con las que truecas. Hay una escena en la que le cuentan cómo estaban en la cola para abastecerse de algo y cayó una bomba, mató a tres o cuatro, el resto limpió la sangre de las cartillas de racionamiento y siguieron esperando turno.

Bueno, un libro necesario si se quiere ver lo inseguro que es lo seguro. Cómo todo el castillo de naipes se puede derrumbar, pero la vida sigue. Os lo recomiendo, aunque es duro de leer, advierto. Parece ser que hay una película alemana 'Anonyma. Eine Frau in Berlin' que no sé qué tal será.

Ahora estoy con 'Los Asesinos entre Nosotros' de Simon Wiesenthal sobre la búsqueda de criminales nazis tras la IIGM. Lo he cogido con ganas y más después de llevar una semana enganchado a los episodios que están echando a las 9 de la noche en la 2 de "cazadores de nazis" que están muy bien. Parece que es un libro que está desaparecido en versión en papel. Yo lo tengo, digamos de contrabando, y es una edición del año 1967. En Amazon tampoco aparece más que en libros antiguos y descatalogados. A pesar de eso, me está encantando. La pequeña biografía que viene a modo de introducción de Wiesenthal parece el guión de una película o la parte de los nazis de 'Maus'. Me parece que también os lo recomendaré.

Por último, he empezado a ver Shoah, un documental de 9 horas sobre el holocausto de Claude Lanzmann. El otro día lo mencionó Mamá en Alemania y lo tenía ahí aparcado y me he decidido a verlo, aunque a lo mejor va a ser una sobredosis demasiado fuerte...

14 comentarios:

  1. He oído hablar de este libro pero todavía no me he decidido a empezarlo... Me lo apunto.

    Shoah es terrible, pero merece la pena totalmente.

    ResponderEliminar
  2. Pues está bastante bien y no es muy largo.

    De shoah sólo he visto el primer capítulo y estremece ver los testimonios de las personas, sobre todo de los polacos que estaban allí mismo y que cuentan como se fueron acostumbrando al olor. Puede que vaya a tener sobredosis con los documentales de cazadores de nazis, Shoah y el de Wiesenthal, pero intentaré tirar para adelante con todo.

    ResponderEliminar
  3. Yo viví durabte casi dos años en Munich; estaba de au-pair y cuidado a un perro (caniche y sordo. Cerca está Dachau y fui varias veces y es bastante tremendo verlo. Te haces una idea muy clara de como era todo y tienen un par de barracones reconstruidos, aparte están las duchas y crematorios. También hay un museo con muchas fotos que son impactantes...murieron en Dachau muchos españoles "comunistas"....
    En esa época me dio por leer mucho sobre la guerra, el holocausto, etc, (incluso una biografía de Hitler que por cierto todo el mundo debería leer porque era todo un personaje y quizá entendiendo sus miserias se entienden muchas cosas).. hasta que llego un momento en que mi "sensibilidad" dijo no puedo más y ahora soy incapaz de ver nada que tenga relación....
    http://es.wikipedia.org/wiki/Campo_de_concentraci%C3%B3n_de_Dachau

    ResponderEliminar
  4. Bueno, Pilar, este libro es un poco distinto porque no es sobre campos de concentración, es sobre civiles cuando llegó el ejército soviético. Danos más datos de la biografía esa de Hitler, aunque el volumen de libros que tengo en espera es inmenso.

    Yo estoy empezando a ver este documental y es espeluznante, entiendo que pueda saturar tanto horror.

    ResponderEliminar
  5. Justamente eso pensaba mientras te leía, Niño. Que el tema es interesante, y todo lo que tú quieras, pero que llevas metiéndote para el cuerpo cantidad de libros sobre el tema. ¿No vas a terminar saturado?

    ResponderEliminar
  6. http://www.casadellibro.com/libro-el-secreto-de-hitler/792078/2900000802691

    ResponderEliminar
  7. Pues, Teresa, intento intercalar alguna otra cosa más ligera para distender un poco, pero hay otras veces que un libro te lleva a otro o a un documental y no hay manera de parar...

    Accidentalmente, gracias por pasarte por aquí. Sí, a mí me ha dejado huella.

    Pilar, gracias por la referencia, lo apunto.

    ResponderEliminar
  8. Yo voy racionándome un poco las lecturas duras, pero este libro tiene muy buena pinta y me llama la atención eso de que sea anónimo. Me ha gustado la reflexión que haces o que pones en boca de Reverte de que lo normal es la barbarie y la civilización lo excepcional

    ResponderEliminar
  9. Es duro, Miguel, pero te hace pensar y eso es bueno. Además está bien escrito.

    ResponderEliminar
  10. Te va a dar un chungo con tanta guerra mundial, casi por humanidad le pediría a tu esposa que te deje el Hola, como veneno neutrónico por lo menos :)

    ResponderEliminar
  11. Son cosas, Juanjo. Se me ha juntado todo y ya está... si acabo harto, pues a otra cosa y punto. Ahora, lo del hola ni muerto..!!!

    ResponderEliminar
  12. Los alemanes a los judíos, los judíos a los palestinos, los palestinos (cuando les toque) ¿a?...

    La Historia (con H) es el relato de una infamia de la que, cuando llega el momento, participa gente como nosotros: siempre hay un culpable que merece el infierno.

    En fin, que lo que quería es recomendarte un libro estupendo de los años de la llegada de los nazis: "Adiós a Berlín", de Christopher Isherwood. En él se nota ya que todo eso va a pasar (bueno, que entren los rusos no se lo podían ni imaginar), pero muestra la alegría. Es la novela en la que se basó la maravillosa película "Cabaret".

    Quizá te permita llegar a Berlín sin que te pese tanto el alma que tengas que arrastrarte.

    ResponderEliminar
  13. Muchas gracias por la recomendación, NáN. La apunto y te lo agradezco. A ver si tengo tiempo...

    Es cierto que me he lanzado a un maratón de indignidades que puede que acabe conmigo. Intentaré frivolizar más a menudo.

    ResponderEliminar